jueves, 15 de septiembre de 2011

REFLEXIONES DEL CAPITULO 4. DEL LIBRO "FORMAR DOCENTES" CONDICIONES DE TRABAJO DE LOS DOCENTES:

Muchas realidades son las que subyacen bajo este título: la confianza en uno mismo, las diferentes culturas de aprendizaje en las que vivimos y de las que recibimos fuertes influencias, y el liderazgo que nos compromete a asumir con toda seriedad el papel que nos corresponda desarrollar en un momento dado, dentro del grupo  o  comunidad escolar en la que no ha tocado ocupar un espacio por demás importante.
Sin embargo, todo este paisaje necesariamente se encuentra ubicado en un contexto de políticas generales, bajo las cuales los docentes llevan a cabo su noble labor, las condiciones que privan en el aula, y a las que deben sujetarse en su desempeño, así como el impacto que experimentan por la correspondiente cultura imperante en el medio y la actuación del director ante el desarrollo profesional y de mismo liderazgo de los mismos docentes.
Hoy en día, y después de todo ese cúmulo de experiencias que se han vivido en el terreno educativo, se impone la necesidad de tomar conciencia de lo que realmente es y significa el aprendizaje.
Por tratarse de una obra que tiende a la profunda transformación del ser humano, la enseñanza debe constituirse para cada uno de los docentes en una postura de vida, cuyos retos consisten en proporcionar a los educandos ese cuerpo de conocimientos que deben tener acerca de sí mismos, y en su comportamiento ético que de ello se desprende. Es así como de esa sabiduría y de la correspondiente acción moral deriva el compromiso con la realidad, en donde el mismo educando, asentado sobre sus propios valores, lucha para crear una realidad acorde consigo mismo.
No obstante, en medio de una sociedad exclusivamente mercantilista, como la que nos a tocado vivir, donde se confunde el valor o los valores con el precio, el cuerpo de conocimientos, derivado de la enseñanza, no ha gozado del privilegio o aceptación de la sociedad de consumo, porque su valor (su precio, para la gran mayoría) no es tangible como lo son las unidades de la Bolsa o de la productividad de cualquier empresa. Es decir, en un mundo ocupado exclusivamente en sacar provecho material de la ciencia, inclusive de la técnica, el sentido práctico de los conocimientos humanos no es claro, razón por la cual se ha menospreciado o desechado.


En este sentido, debemos traer a la memoria que lo práctico no es necesariamente lo útil o lo traducible en términos utilitarios, sino también todo aquello que se refiere a la acción propiamente humana, es decir, a todo aquel conocimiento, acción o conducta que reamente perfecciona al ser humano.
Por consiguiente, de estos breves razonamientos  podemos inferir que lo más práctico que puede realizar el ser humano es el conocerse a sí mismo para saber cuidar de sí y de su mundo, aun cuando no se perciba la utilidad de una manera evidente, o no puedan cuantificarse las ganancias de una forma inmediata.
Se trata entonces de un compromiso irrenunciable, que debemos asumir con toda seriedad tanto los docentes, como todos aquellos que de una u otra forma se encuentran involucrados en la tarea educativa, es decir, alumnos, directores de escuelas, universidades y centros educativos en general, y contribuir cada uno, desde su propia realidad y de acuerdo con sus posibilidades, a la realización de esta ingente tarea de la enseñanza, promoviendo e implantando políticas adecuadas a nuestra realidad, tanto al interior como al exterior de las mismas aulas; interpretando en su verdadera dimensión  y enriqueciendo nuestra cultura escolar para mejor encausar y aprovechar y sus efectos; apoyando, pero también monitoreando las funciones y el desempeños de los directores, así como su actitud frente al desarrollo profesional y la conducción del liderazgo, tanto del propio, como de los docentes, alumnos padres de familia y sociedad en general, sin perder de vista que las escuelas del siglo XXI deben pasar de una modalidad selectiva, a otra adaptativa, en la que el ambiente educativo pueda facilitar un conjunto de oportunidades de éxito.  

miércoles, 14 de septiembre de 2011

BREVES REFLEXIONES SOBRE LA ESENCIA DE LOS 7 SABERES

Se antoja difícil padecer y soportar voluntariamente   la ceguera del conocimiento. Vivir en el error porque resulta cómodo alojarse en este reducido espacio, o aceptarlo por  pereza intelectual, falta de voluntad, soberbia o falta de humildad, o bien, asentar el presente y futuro en meras ilusiones, es encontrarse encaminado por la vía segura del fracaso personal y de la destrucción de toda posibilidad de integración consigo mismo y con la sociedad.
Frente a esa realidad, la tarea educativa no debe cerrar los ojos ante la verdad de lo que es el conocimiento humano, con todas sus virtudes y limitaciones, y esforzarse por enseñar lo que es realmente llegar al conocimiento de la verdad.
Sin embargo, y partiendo del axioma de que toda verdad es relativa, se deberá tener extremo cuidado en atenerse a los principios de lo que es el conocimiento pertinente, es decir, aquel que se sustente en la objetividad y racionalidad, y no en meras tendencias, suposiciones o sentimentalismos.
En este sentido, ayuda en gran manera conocer la condición humana, frágil por naturaleza y proclive al error, limitantes que pueden suplirse en gran medida por el conocimiento (verdad), único instrumento capaz de liberar al hombre de estos atavismos, ante los cuales muchas veces llega a sucumbir, con todas las repercusiones negativas a que esto conlleva.
De igual manera, y con el mismo propósito de llegar al verdadero conocimiento, será necesario conocer la que es la identidad terrenal. Mucho se habla de las crisis financieras y morales que  azotan a la humanidad, pero quizá se desconoce que su principal causa radica en la separación de la ciencia (conocimiento) y de la técnica de las ideas humanistas. También se ha visto cómo estas crisis se han tornado particularmente graves, no solamente en el ámbito de la economía y la política, sino también en el terreno educativo, de las profesiones, de las empresas de las escuelas y universidades, así como de la convivencia social, que han llevado a un individualismo y a un colectivismo que sofocan la vida de los individuos, sobre todo de los niños y de los jóvenes en edad escolar.
 A la luz de estas breves reflexiones debería proponerse como una actitud la alternativa de enseñar a conocer pero con verdadero sentido humanista, sobre todo en el ámbito más inquietante del educando actual, que es el mundo de la escuela y de la universidad, primero, y del trabajo y desarrollo personal, así como del futuro profesionista y líder, después.
Debe entenderse, entonces, que el educando, en nuestro caso, solamente  a través del conocimiento sólido podrá llegar a la verdadera comprensión (posesión total) de su realidad humana y circunstancial, que le permitirán   no solamente superar con éxito las incertidumbres, sino también abrirse paso en el mundo y la época que le ha tocado vivir, y descubrir toda aquello que permanece oculto a una mera visión superficial. Es decir, el bien propio de la inteligencia del educando es y será siempre la verdad, puesto que la verdad es la realidad misma; es la conformidad entre las cosas y su conocimiento de ellas, para no vivir en el error ni el engaño, ni dejarse llevar por las engañosas ilusiones.
Es cierto que el ser humano no nace sabiendo, razón por la cual es un ser llamado a la conquista de la verdad a través del tiempo y del esfuerzo, puesto que todo ser humano, aun cuando parte de la ignorancia, está llamado a la posesión (comprensión) de la verdad, y a superar los problemas que encuentre en su camino para lograr este objetivo, pero sin faltar a la ética personal y de todo el género humano, puesto que todos somos iguales, es decir, sin vulnerar los principios esenciales de la moral, ni lastimar los derechos de sus semejantes. 

viernes, 9 de septiembre de 2011

EXPERIENCIA, MAESTRÍA Y COMPETENCIA PARA COMPRENDER EL DESARROLLO DOCENTE

COMENTARIO DEL CAPITULO N. 3 EXPERIENCIA, MAESTRÍA Y COMPETENCIA PARA COMPRENDER EL DESARROLLO DOCENTE
El ser humano es un ser que por naturaleza tiende a vivir en sociedad. Está hecho para integrarse con  sus semejantes, porque tiene un alma-espíritu- con la capacidad de otorgar, comunicar y  compartir. Todo esto significa que la forma de  sociedad humana se construye sobre la base de la confianza el respeto y la amistad.
Las exigencias del mundo actual nos han enseñado que el lugar por excelencia, donde el hombre se siente como en casa, es en las pequeñas comunidades, que es donde se establecen las auténticas relaciones interpersonales, y donde se respira un ambiente de hospitalidad, terreno propicio para que surja la amistad. De esta breve reflexión se desprende uno de los más importantes retos de nuestra época: crear una atmósfera de hospitalidad en las casa, en las comunidades y en las organizaciones, sobre todo en las escuelas, lugar por demás estratégico para la formación de ciudadanos, capaces de transformarse a sí mismos y transformar a las comunidades donde les ha tocado vivir y desarrollarse.
Si la única manera de revertir las tendencias despersonalizadoras de la educación es mediante la educación, el aislamiento que vive el Docente cuando imparte su clase, representa uno de los obstáculos a vencer, si se quiere que la labor educativa vaya más allá de un intento fallido y de una clara y descarada simulación. Porque ningún otro instrumento ni espacio son tan favorables para operar el cambio, como lo son el Docente y el aula o escuela.
Luego entonces el trabajo Docente necesariamente debe encontrar eco no solamente en los alumnos, principales destinatarios de este noble esfuerzo humano, sino también en los Padres de Familia y autoridades en general, que deben desempeñar su papel e influir de manera significativa para que los profesores no prediquen en el desierto, y su labor repercuta con toda su fuerza en el cambio de actitud que todos por igual debemos asumir frente a los problemas que presenta la época actual, y en el compromiso de crear para nosotros y para nuestros hijos un futuro que sea satisfactorio, y en el que podamos poner todas nuestras esperanzas.
Ahora bien, cuando se consigue el objetivo de que el Docente se sienta integrado, es decir, que resulta útil e interesante sobre todo para sus para sus educandos, y logra así trascender positivamente en sus vidas, su propia autoestima mejorará notablemente; tendrá por sí mismo y ante los demás una excelente autoimagen y motivación para el trabajo, del que tendrá una elevada visión, le hará sentirse satisfecho, y le proporcionará mejores perspectivas de vida.   
No obstante lo anterior, el docente deberá utilizar al máximo su experiencia, conocimientos, aptitudes profesionales y destreza, y hacer de la capacitación y actualización continuas sus mejores armas para luchar frente a un mundo con escasas oportunidades y brutalmente competitivo, consciente de que  la improvisación y la irresponsabilidad representan el camino seguro del fracaso y la frustración.
Finalmente, conviene establecer, por parte de quienes tienen esta responsabilidad, un seguimiento detallado de las fases de desarrollo del docente, no precisamente con motivos de fiscalización incómoda, sino de con el propósito de mejor orientarle y ayudarle en su cometido.  

lunes, 5 de septiembre de 2011

COMENTARIO DEL DOCUMENTAL “ESPERANDO A SUPERMAN”

Documental muy interesante que muestra la realidad de la Educación Pública de los Estados Unidos Americanos, esta Filmación nos deja; a la comunidad de Docentes; en un ambiente de pesimismo y de grandes preocupaciones.

¿Qué se hace cuando el alumno asiste aún plantel educativo,  sus esperanzas e ilusiones están encomendadas a esta Institución que se llama Escuela y lamentablemente esta Escuela le da la espalda, al mejor y más importante cliente que es el alumno? ¿Qué pasará con esa sociedad que recibirá a ese Ser Humano completamente desprotegido y decepcionado de su vida académica? La respuesta es, la realidad que vivimos.

Atrás de un Disneylandia, un Hollywood, que han transmitido al mundo que todo lo que sueñas puedes lograrlo; aparece su otro lado obscuro de esta poderosa nación, que es su Sistema Educativo Público, una llaga que sangra desde adentro y con muy pocas posibilidades de sanarse.

Este colapso educativo,  está dado por circunstancias que todo mundo conoce:
  
§  Escasa vocación del Docente
§  Creación ; del lastre más grande y poderoso; el Sindicato
§  Desvíos del presupuesto
§  Educación clasista y selectiva

No solo el Docente se impresiona al observar este tipo de realidades de los Estados Unidos, sino con nostalgia y tristeza México vive o supera esta realidad.  En un país donde su Sistema Educativo no alcanza a cubrir las necesidades de los diferentes Méxicos que existen;  el México del campo, el México de las grandes ciudades y el México enriquecido.

El mensaje claro de esta filmación, ya no es el seguir esperando que llegue alguien a salvarnos. El cambio debe empezar de Nosotros mismos; la sociedad puede voltear la cara a estos grandes problemas; el Docente  no, Él deberá enfrentarlos con trabajo, preparación académica permanente y el incremento día a día de su vocación. Allá afuera hay millones de niños, jóvenes esperando una oportunidad a través de una Maestro  que pueda transformar su vida. EN NOSOTROS ESTA EL CAMBIO con nuestras acciones diarias.




jueves, 1 de septiembre de 2011

VIRTUAL EDUCA


COMENTARIO:

Es maravilloso conocer esta plataforma Educativa, que comparte información,  experiencias y  conocimientos sobre temas de Educación  con alrededor de 22 países.

La Tecnología del siglo XXI, rompe fronteras y acerca Naciones. Una de las comunidades más beneficiadas es el Docente, ya  que gracias a estos avances en la tecnología se ha dado un gran paso hacia la  innovación y creatividad de nuevas formas de enseñanza - aprendizaje.

Una de las fortalezas que observo  de ésta plataforma es la posibilidad de incluir  a las Naciones hacia un mismo avance intelectual. De esta forma el conocimiento adquiere su fortaleza cuando éste es compartido con Paises sobre todo de menor desarrollo.

La revista "Virtual Educa"  esta formada por contenidos de gran relevacia y actualizaciones que estan a la vanguardia en intereses de los Maestros, quienes buscan día a día enriquecerse de saberes que puedan trascender en la vida de sus alumnos.

Por su gran accesiblidad esta plataforma debe ser un Pilar fundametal  del Docente.

COMENTARIO DEL LIBRO FORMAR DOCENTES, CHRISTOPHER DAY

Capítulo I
Desde mi punto de vista este capítulo refirma la importancia del Docente en el Proceso educativo. Su lugar es central para la transformación de la Sociedad, por  la transmisión de saberes, destrezas y valores, así como la transformación que opera en el alumno la educación permanente  a lo largo de su vida.
Un punto también muy importante es el liderazgo en el Docente. Esta competencia de organizar, dirigir y desarrollar está presente en su quehacer pedagógico con sus alumnos, con la organización de la escuela y se  relaciona con la comunidad. Se trata de una característica inconfundible en el Docente que debe distinguirlo de cualquier otro Profesional ocupado en el desarrollo de tareas humanas.
La Pos- modernidad ha llevado a que esta Profesión del Docente, se considere indebidamente como una semi- Profesión, por la intensa duda que se cierne sobre esta por demás noble actividad que desarrolla el Profesor.

Capítulo II
Esta fuera de toda controversia que el desarrollo de cualquier empresa humana encaminada a la transformación del ser humano, no  admite improvisaciones. Esta es la razón por la cual el Docente debe estar actualizado en todo lo relacionado con la materia educativa no solamente por lo que se refiere a sus propios conocimientos, sino también al conocimiento de la naturaleza y realidad de los educandos, que no es siempre la misma, y por ello debe dárseles un trato especial cuando así se requiera.
La investigación, representa la llave para abrir la conciencia y el interior no solamente de los educandos, sino también de todos aquellos de mayor o menor medida se encuentran comprometidos con la tarea educativa.
El campo de la Educación, es tan extenso que nadie debe darse por satisfecho o estar convencido de ha adquirido los conocimientos necesarios para adentrarse con éxito en este terreno, toda vez que no solamente nuestro entrono físico es cambiante, sino también nuestro entrono moral e intelectual que continuamente s encuentra en movimiento y encaminándose hacia nuevas  y desconocidas etapas a las que el Ser Humano consciente o inconscientemente se ha propuesto alcanzar.
La investigación le da nuestro quehacer Docente una base científica que le garantiza moralmente el éxito y le evita la frustración y la pérdida innecesaria de valores.
De esta forma, su labor es ilimitada no solo el reproducir un Programa de Estudio, sino al Transformar un Programa que impacte la calidad del alumno en todas sus etapas y trascienda sustancialmente en su vida.

VIDEO DE "DESARROLLO DE HABILIDADES"

COMENTARIO:
DESARROLLO DE  HABILIDADES
Indudablemente que la tecnología nos ha alcanzado. El arribo entre otras cosas, de los ordenadores, software, redes e internet, dentro del inconmensurable universo de la informática, representa para el hombre actual un reto ineludible que debe enfrentar, no solo para integrarse al mundo de nuestros días, sino también para ser competitivo en una época en que las oportunidades son escasas, y en la cual también es necesario desarrollar las correspondientes habilidades para saber utilizar provechosa y racionalmente estos recursos.
SABER LEER.  En este caso conviene distinguir generalidades y concretar para tener eficacia, así como hacer búsquedas y saber transformarlas. Es decir no perdernos en el mar de información que conforman las redes, sino tener la habilidad de ubicarnos en el área concreta, en donde encontremos sin perdernos, la información que necesitamos y que podamos suscribirnos con quien nosotros queramos.
SABER GUARDAR; La conveniencia de saber guardar la información que se recibe, que es mucha, es de vital importancia para disponer en el futuro de aquello que necesitemos para aplicarlo a la satisfacción de nuestras necesidades personales y de trabajo. Para ello, será necesario guardar la información de que se trata en un sitio ordenado y estable, y dentro de carpetas que contengan elementos vinculados o correlacionados, que nos faciliten la búsqueda, y nos eviten la pérdida de tiempo y la frustración de perdernos en un mar de literatura que no tenga fondo
Es muy conveniente contar con la colaboración de otras personas, es decir, de utilizar sus trabajos o información, pero solamente aquella que nos pueda parecer de interés personal. Lo cual conseguiremos si establecemos los  canales adecuados para obtenerla, cada vez que esta se genere.
En síntesis, actualmente  se nos exige desarrollar nuestras propias habilidades, y adecuarlas u orientarlas hacia el terreno en el que se localice nuestra especialidad, así como saber interpretar o leer nuestro propio entorno y almacenar adecuadamente toda aquella información que nos brinde ayuda para conseguir nuestros propósitos.